Consejos para el teletrabajo

marzo 9, 2021

trabajo

Es muy probable que ya estés trabajando en tu lugar de trabajo habitual: tu oficina. Pero la situación actual ha forzado que muchas personas se hayan visto obligadas a realizar su trabajo desde casa de forma intermitente o a diario. En consecuencia, muchas de ellas han dispuesto un espacio de su casa para sus tareas.

Si posees una vivienda grande, es posible que sea mucho más sencillo para ti encontrar un sitio donde estar cómodo para trabajar. Si no es el caso, y vives en una casita más pequeña, o compartes piso con más personas, es algo más complejo. En ese caso, queremos daros algunos consejos para que podáis darle vida a ese pequeño rincón que vayáis a aprovechar como “despacho”.

La luz

Intenta que tu ordenador esté en una zona de tu hogar bien iluminada, a la altura correcta para que no afecte a tu visión.

¡A tener en cuenta! Es muy importante contemplar la altura de la pantalla: el borde superior del monitor debe ir alineado a tus ojos. Si trabajas con un portátil, lo ideal sería que pudieras hacer uso de un soporte elevador. Si no cuidas este detalle, podría provocar que estuvieses en una mala posición durante horas, dañando tus músculos o generándote jaquecas.

A ser posible, colócate cerca de luz natural, y evita estar de espaldas a ella, para no tener reflejos en la pantalla que puedan entorpecer tu trabajo. ¡Ahorrarás en tu factura! Si no puedes recurrir a la luz natural, las lamparas son un buen recurso siempre que las coloques a 30º para eludir deslumbramientos.

Si puedes, sitúate cerca de enchufes y del Wifi, para tener menos complicaciones con la conexión a internet.

El espacio

Necesitarás acondicionar una zona para distribuir tus “utensilios”. Una mesa, una estantería, unos cajones o quizás un par de cestitas para que te quede todo ordenado y no moleste.

Tu mejor inversión

La silla. Pasarás mucho tiempo sentado, así que debes estar cómodo. Si tu silla es ergonómica será lo mejor para tu salud. Si te atreves, lo que mejor te irá para la espalda es ir combinando silla con una “fitball”. Cambiará un poco tu forma de trabajar, proporcionándote más bienestar y sintiendo que estás realizando cambios en tu rutina diaria.

Trucos si no tienes espacio

¿No tienes una mesa? ¡Puedes fabricarte una! Necesitarás una plancha laminada de más de 35 cm de ancho o juntas varias, para que te quepa el ordenador, y la terminas añadiéndole patas o dos caballetes. Puedes conseguir este material, por ejemplo, en Servei Estació. Y puedes coger más ideas en Pinterest, para dar con el estilo que más encaje contigo.

Esperamos que os hayan ayudado estos pequeños consejos para mejorar vuestra estancia en casa mientras trabajáis… Y ¡mucho ánimo!

WhatsApp chat